Europa y Canadá cierran fronteras por COVID-19

0


Desde hoy, Europa se suma a las acciones que inició ayer Canadá para robustecer la vigilancia en sus fronteras y reducir la proliferación del coronavirus COVID-19.

La presidenta de la Comisión Europea,  Ursula Von der Leyen, propuso un cierre fronterizo de 30 días, acuerdo que horas después confirmó el titular del Gobierno de Francia, Emmanuel Macron. “Todos los viajes entre países no europeos y la Unión Europea serán suspendidos”, detalló.

Von der Leyen explicó que la medida está planteada para viajes no esenciales, por lo cual se permitirá la entrada a ciudadanos europeos, residentes de permanencia extendida, diplomáticos y familiares de habitantes de la UE, así como del Reino Unido y el espacio Schengen (una zona para libre circulación reconocida por 26 naciones europeas).

El periodo será reconsiderado, según los avances de la pandemia. Francia se declaró en “guerra sanitaria” y anunció la prohibición de desplazamientos no esenciales.

Desde ayer, el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, advirtió sobre el cierre de las fronteras de su país a quien no sea ciudadano o residente permanente. Afirmó que esa decisión se basa en recomendaciones científicas.

Los estadounidenses también quedarían exentos. “Reconocemos el nivel de integración de nuestras economías”, dijo.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reconoció el riesgo de que la enfermedad provoque una recesión. Los líderes del G7, los siete países más industrializados del mundo, se comprometieron a hacer “todo lo necesario” para restaurar el crecimiento mundial.

Trump instó a evitar las reuniones de más de 10 personas para frenar la propagación del coronavirus y estimó que la lucha en su país podría durar hasta julio o agosto.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) pidió a los países que hagan pruebas “en cada caso sospechoso”, incluidos aquellos en los que se presentan síntomas leves.

“Hemos visto la aplicación de medidas como el distanciamiento social, con el cierre de escuelas y la cancelación de eventos y reuniones, pero no un aumento urgente en las pruebas, el aislamiento y el rastreo de contactos”, destacó el director de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Personal médico se despide de un paciente con coronavirus, quien se recuperó en el Hospital de la Cruz Roja en Wuhan, en la provincia de Hubei. AFP

Francia se declara en “guerra sanitaria”

La “guerra” decretada al coronavirus desde Francia va en serio. El presidente de ese país, Emmanuel Macron, anunció medidas inéditas para tratar de reducir las afectaciones por el virus que se originó a finales de 2019 en Wuhan, China.

De entrada, destinará 300 mil millones de euros para salvar a las empresas. Ese fondo se destinará a su rescate, pues Francia asumirá el pago de los créditos que éstas contraigan.

Otra medida es la suspensión de impuestos. A cargo del Estado quedarán facturas de agua, luz, gas y alquileres. “Ningún francés se quedará sin recursos”, prometió.

Desde ayer, Francia impuso un confinamiento casi total para sus ciudadanos, quienes sólo podrán salir a la calle por motivos de primera necesidad con el fin de frenar la propagación del coronavirus. “Al menos por 15 días, la circulación de personas será reducida fuertemente”, indicó el mandatario francés.

Los ciudadanos sólo podrán circular por la calle para ir o volver del trabajo, al supermercado y/o acudir a centros sanitarios en caso de necesidad. Toda infracción será sancionada.

En Francia no será posible “reunirse con amigos o ir al parque”, dijo Macron, después de que se vieran imágenes en las redes sociales de franceses reunidos en parques y jardines tomando el sol. “Estamos en guerra. Una guerra sanitaria, pero el enemigo está ahí. Invisible, escurridizo”, recordó.

El G7 promete “hacer todo lo necesario”

Los líderes del Grupo de las Siete naciones más industrializadas (G7) prometieron “utilizar todas las herramientas” para abordar enérgicamente el efecto económico del brote del nuevo coronavirus. “Reconocemos que la pandemia de COVID-19 es una tragedia humana y una crisis de salud mundial que también representa grandes riesgos para la economía mundial”, indicaron los líderes de Reino Unido, Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón y Estados Unidos en una declaración conjunta. “Para este fin movilizaremos la gama completa de instrumentos, incluyendo medidas monetarias y fiscales, así como acciones específicas, para apoyar de inmediato y en lo necesario a los trabajadores, compañías y sectores más afectados”.

Así luce actualmente el ingreso a Canadá desde Estados Unidos. AP/P. Sancya

Sudamérica une fuerzas contra la pandemia

Presidentes de los países miembros del Foro para el Progreso de América del Sur (Prosur) acordaron, en una videoconferencia, proteger sus fronteras y promover compras conjuntas de insumos médicos ante la propagación del nuevo coronavirus en la región.

Decidieron “facilitar los retornos de nacionales a sus respectivos países y promover compras conjuntas de insumos médicos para acceder a mejores condiciones”.

Chile, Argentina, Bolivia, Colombia, Ecuador, Paraguay, Perú, Uruguay y Brasil participaron en la reunión, misma en la que se acordó compartir la información que tengan según la experiencia de cada país con el coronavirus, aumentar la capacidad de diagnósticos para acceder a mejores condiciones de tiempo y cooperar con organismos financieros multilaterales.

En América Latina, una veintena de países ya ha registrado casos de COVID-19 con un total de siete víctimas fatales en Argentina, Panamá Ecuador, Guyana y República Dominicana.

AFP

Seis millones, confinados en California

Seis condados de la Bahía de San Francisco (California), con 6.6 millones de habitantes, impusieron desde ayer el confinamiento en sus casas para los residentes de la zona y el cierre de todos los negocios “no esenciales”.

“La nueva orden de salud pública requiere a los residentes de San Francisco que permanezcan en casa con excepciones para salidas esenciales”, dijo la alcaldesa de la ciudad, London Breed. “Estas medidas pueden interrumpir la vida diaria pero no hay necesidad de entrar en pánico”, añadió.

Desde la medianoche, San Francisco requerirá que las personas se queden en casa, excepto por necesidades esenciales.

Las funciones gubernamentales necesarias, como la policía, el transporte público, los bomberos, hospitales, recolección de basura, y las tiendas de alimentos, estaciones de gas, banco y farmacias, entre otros servicios esenciales, permanecerán abiertas.

La decisión se dio después de que Donald Trump asegurara que por ahora no se plantea una cuarentena nacional.

En California, según su Departamento de Salud, se han registrado 335 casos de coronavirus, de los cuales seis resultaron en la muerte del paciente, el último de ellos en el condado de San Mateo.

EFE

Traslado de un paciente al hospital temporal Columbus COVID-2. AFP/A. Solaro

Cierran la primera playa del país

El presidente municipal de Ciudad Madero, Adrián Oseguera Kernion, anunció el cierre de la playa Miramar como medida preventiva de salud pública.

Dijo que, derivado de la pandemia de coronavirus, se determinó el cierre porque playa Miramar es “el segundo destino turístico más visitado vía carretera, después de Guerrero, y a donde llega turismo de diferentes partes de la República y del extranjero”.

Mencionó que cerraron los principales accesos al centro turístico para “prevenir cualquier posibilidad de contagio por el coronavirus”, y afirmó que se decidió actuar con “total responsabilidad” para preservar la salud de toda la población.

SUN

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí